Basado en evidencia

CBD para la enfermedad renal: investigación y entendimiento actual

El CBD puede brindar apoyo para la enfermedad renal a través de sus propiedades antiinflamatorias, antioxidantes y analgésicas. Aquí le mostramos como puede comenzar a usar aceite de CBD hoy mismo.

Artículo por
Justin Cooke , Publicado por 1 mes

La enfermedad renal es la novena causa más común de muerte en los Estados Unidos.

Según una investigación realizada por American Kidney Fund, aproximadamente el 10% de la población estadounidense padece una enfermedad renal crónica.

Uno de los síntomas característicos de la enfermedad renal es el dolor crónico.

Los médicos a menudo recetan paracetamol y analgésicos opiáceos como una forma primaria de tratamiento para el manejo del dolor. Irónicamente, estos medicamentos pueden provocar un daño en los riñones.

Aquí entra el CBD.

Este compuesto de la planta de cannabis ofrece un alivio eficaz del dolor sin causar más daño a los riñones. Existe evidencia de que el CBD puede reparar el daño renal y retardar la progresión de la enfermedad renal.

En este artículo, exploramos cómo el CBD es un suplemento para quienes padecen una enfermedad renal crónica, cómo usarlo y cuándo debe evitarlo.

Vamos directamente a ello.

  • REVISADO MÉDICAMENTE POR

    Dr. Abraham Benavides, Médico

    Actualizado elNovember 06, 2019

  • Tabla de contenido

Resumen: uso de CBD para la enfermedad renal

El cannabis se utiliza principalmente para controlar los síntomas de la enfermedad renal, que a menudo incluye dolor crónico y presión arterial alta.

Existe evidencia de que el CBD, y otros cannabinoides relacionados, tienen potencial para apoyar la salud de los riñones durante la enfermedad renal aguda y crónica, aunque esto aún está por confirmarse con la investigación científica.

Una de las principales ventajas de usar CBD sobre otros medicamentos para el dolor es que no causa ningún daño adicional a los riñones.

Otros medicamentos para el dolor, como el paracetamol o los opiáceos, se metabolizan en el hígado y se eliminan a través de los riñones. Se ha demostrado que estos medicamentos causan daño a las células sensitivas que forman los riñones, lo que puede llevar a un empeoramiento de la enfermedad.

El CBD también es metabolizado por el hígado, pero se ha demostrado que no ofrece daño adicional a los riñones, convirtiéndolo en una excelente opción para el manejo del dolor en esta afección.

Beneficios del CBD para la enfermedad renal:

  1. Reduce el dolor asociado con los efectos secundarios comunes de la enfermedad renal
  2. Puede retardar la progresión de la enfermedad renal
  3. Reduce la inflamación de los riñones
  4. Protege a los riñones del daño oxidativo

¿Qué es la enfermedad renal?

Los riñones son responsables de filtrar los compuestos de nuestro torrente sanguíneo. Constantemente filtran el agua y los compuestos de la sangre; ellos deciden la cantidad de estos compuestos filtrados que deben volver a colocarse en el torrente sanguíneo.

Todo el proceso está diseñado para mantener un equilibrio en la sangre. Todo, desde el pH de la sangre hasta la presión arterial, depende de una función renal saludable para mantenerse dentro del rango óptimo. Los riñones también participan en el mantenimiento de la homeostasis mediante la liberación de hormonas como la eritropoyetina, el calcitriol y la renina.

Cualquier problema con el riñón puede causar rápidamente problemas generalizados en todo el cuerpo. Los compuestos tóxicos pueden acumularse en el torrente sanguíneo, el pH de la sangre puede alterarse (lo que puede ser fatal) y la presión arterial puede comenzar a descontrolarse.

Las consecuencias potenciales de la enfermedad renal:

  • Presión arterial alta
  • Insuficiencia cardíaca
  • Hipercalemia
  • Uremia
  • Anemia
  • Trastornos hemorrágicos
  • Acidosis
  • Hipercalcemia
  • Hiperparatiroidismo
  • Trastornos de la piel
  • Función inmunológica disminuida
  • Debilidad sexual
  • Trastornos neurológicos
  • Muerte

Diagnóstico de enfermedad renal

La enfermedad renal se diagnostica a través de numerosas pruebas y exámenes, junto con la consideración de los antecedentes familiares y los síntomas presentados.

El signo distintivo de la función renal disminuida es algo que se llama tasa de filtración glomerular estimada (TFGe). Esta métrica se refiere a la cantidad de líquido que puede pasar a través de los riñones. Si la TFGe es baja, significa que los riñones no están funcionando a su máxima capacidad.

Interpretación de la TFGe con enfermedad renal

  • Encima de 90 TFGe — función renal óptima
  • Entre 60 y 89 TFGe — disfunción renal leve
  • Entre 30 y 59 TFGe — disfunción renal moderada
  • Entre 15 y 29 TFGe — disfunción renal grave
  • Menos de 15 TFGe — insuficiencia renal

Otros signos de insuficiencia renal

  • Niveles bajos de urato
  • Niveles bajos de creatinina
  • Bajo índice de urea:creatinina
  • Calcio urinario alto
  • Fosfato urinario bajo

Síntomas de la enfermedad renal

  • Náuseas
  • Vómitos
  • Problemas del sueño
  • Pérdida del apetito
  • Calambres musculares
  • Inflamación de pies y tobillos
  • Dolor crónico
  • Fatiga
  • Inflamación en la cara, las muñecas o el abdomen
  • Orina espumosa
  • Orina de color oscuro
  • Sensación de ardor al orinar
  • Aumento en la frecuencia urinaria
  • Dolor en la espalda media
  • Hipertensión
  • Sensación de picazón
  • Pérdida del apetito
  • Pobre concentración
  • Piel oscurecida
  • Escarcha urémica
  • Náuseas/vómitos
  • Osteodistrofia
  • Función inmune disminuida

Causas de enfermedad renal

Los riñones desempeñan un papel importante en la regulación de la presión arterial y el filtrado de los residuos del torrente sanguíneo. Como un filtro, los riñones son increíblemente precisos: filtran compuestos a nivel microscópico. La unidad funcional que realiza la filtración se llama nefrona.

Hay alrededor de 1 millón de nefronas en cada riñón, trabajando horas extras para extraer compuestos de la sangre a medida que pasa a través de los riñones. En un solo día, los riñones filtran alrededor de 180 litros de sangre.

Las nefronas en los riñones son muy sensibles y se dañan fácilmente en presencia de compuestos tóxicos en la sangre.

Por ejemplo, una de las causas más comunes de la enfermedad renal es la diabetes. Los niveles altos de azúcar en la sangre pueden dañar los tejidos de todo el cuerpo, incluidas las nefronas sensibles de los riñones.

A medida que las nefronas se dañan, aumenta la carga en las nefronas restantes, lo que incrementa aún más las posibilidades de dañarse.

Causas comunes de la enfermedad renal

  • VIH/SIDA
  • Lupus
  • Hepatitis B
  • Hepatitis C
  • Daño iatrogénico
  • Diabetes
  • Hipertensión arterial
  • Enfermedad cardíaca
  • Tabaquismo
  • Obesidad

¿Cuáles es el tratamiento convencional para la enfermedad renal?

La mayoría de las opciones de tratamiento para esta condición implican el tratamiento de los síntomas de la enfermedad.

A medida que avanza el daño renal, es posible que los pacientes deban someterse a tratamientos regulares de diálisis para proporcionar un filtrado artificial de la sangre. Los trasplantes de riñón también se utilizan para la enfermedad renal avanzada.

Medicamentos populares para la enfermedad renal

  1. Opiáceos — para el manejo del el dolor
  2. Hipotensivos — para el manejo de la presión arterial alta
  3. Diuréticos — para disminuir la presión arterial

Guía sobre el uso de CBD para la enfermedad renal

Aunque no existen estudios clínicos investigando el papel específico del CBD y otros cannabinoides en los riñones, existe evidencia de que el CBD puede proteger a los riñones de daños o retrasar la progresión de la enfermedad renal [1].

El sistema endocannabinoide es abundante en todo el cuerpo. Casi todos los órganos del cuerpo tienen receptores CB1 o CB2; muchos incluso tienen ambos.

Los riñones tienen ambos de estos receptores y, por lo tanto, el sistema endocannabinoide desempeña un papel en la función de este importante tejido. Exactamente lo que implica esta función aún está en disputa.

Se cree que los receptores endocannabinoides están involucrados en el manejo del daño al órgano, más que con una función específica. También es así como funciona el sistema endocannabinoide en el hígado. El sistema no parece activarse hasta que se desarrolla un problema con la función del órgano mismo.

Se piensa que el sistema endocannabinoide desempeña un papel de apoyo, incluso defensivo, en este órgano cuando la enfermedad comienza a desarrollarse.

¿Qué dice la investigación?

Un estudio le administró a ratones una dosis tóxica de cisplatino (un compuesto que se sabe que causa daño renal irreversible) y CBD para evaluar si el CBD protegería a los riñones del daño o no. Tres días después del tratamiento, los investigadores observaron que los ratones que recibieron CBD tenían significativamente menos inflamación, muerte tisular y función reducida en los riñones [1].

¿Cuál es la dosis recomendada de CBD?

La enfermedad renal es una enfermedad grave, por lo que cualquier posible opción de tratamiento debe discutirse con un médico. Esta condición puede conducir rápidamente a graves consecuencias.

Con esto dicho, muchas personas con enfermedad renal están recurriendo al CBD como una opción de tratamiento complementario junto con otros medicamentos y modificaciones de  dieta/estilo de vida.

Encontrar la dosis correcta de CBD puede ser un desafío, ya que el compuesto afecta a todos de manera diferente.

Desafortunadamente, no hay mucha investigación que resalte la dosis efectiva de CBD para la enfermedad renal. La mayoría de las investigaciones realizadas hasta el momento han investigado la seguridad de usar CBD durante la enfermedad renal (que es positiva) y pruebas en animales para explorar cómo trabaja.

Podemos utilizar la información sobre la dosis en condiciones semejantes, como la enfermedad hepática o cardiovascular, que involucran mecanismos de acción similares. Generalmente estas condiciones requieren dosis más altas de CBD para producir efectos.

Por lo tanto, es probable que la cantidad de CBD deba estar en el extremo superior del espectro de dosificación para ser eficaz en la enfermedad renal.

Cada vez que utilice CBD (o cualquier otro suplemento), es importante que comience con una dosis pequeña y que aumente gradualmente con el tiempo una vez que sepa cómo le afecta individualmente.

Recomendamos comenzar con la dosis de baja potencia y aumentar lentamente con el tiempo hasta las dosis de intensidad media o alta.

Cálculo de dosis de CBD por peso

Unidad de mediciónFuerza baja Fuerza mediaFuerza alta
Imperial (libras)1 mg cada 10 lbs3 mg cada 10 lbs6 mg cada 10 lbs
Métrica (kilogramos)1 mg cada 4.5 kg3 mg cada 4.5 kg6 mg cada 4.5 kg

Con esta información, usted puede calcular el aspecto de una dosis de CBD baja, media o alta.

Para simplificar esto para usted, hemos incluido un cuadro de dosificación basado en el peso y la fuerza deseada.

Dosis diarias de CBD por peso y fuerza (en mg)

Peso (kg) Fuerza baja Fuerza media Fuerza alta

50 kg

10 mg

30 mg

60 mg

60 kg

13 mg

38 mg

75 mg

70 kg

15 mg

45 mg

90 mg

80 kg

17 mg

52 mg

105 mg

90 kg

20 mg

60 mg

120 mg

100 kg

22 mg

67 mg

135 mg

110 kg

25 mg

75 mg

150 mg

Veredicto final: CBD para la enfermedad renal

La enfermedad renal es una enfermedad grave, potencialmente mortal que implica una pérdida de la función de los riñones.

Debido a la función crítica que desempeñan los riñones en la regulación de la homeostasis, y al filtrar los subproductos metabólicos tóxicos del torrente sanguíneo, la insuficiencia renal puede provocar rápidamente efectos secundarios significativos o la muerte.

Si bien se ha demostrado que el CBD es seguro para la enfermedad renal y que incluso puede proporcionar efectos beneficiosos en la progresión de la enfermedad, es importante consultar con su médico antes de usar CBD o cualquier otro suplemento.

Hay evidencia de que el CBD se puede utilizar para el manejo del dolor involucrado con la enfermedad renal, y que ofrece directamente acciones protectoras a los riñones mismos.

Se necesita más investigación para determinar la dosis ideal para esta condición, sin embargo, estudios preliminares sugieren que se necesitan dosis más altas para esta enfermedad.


Referencias

  1. Pan, H., Mukhopadhyay, P., Rajesh, M., Patel, V., Mukhopadhyay, B., Gao, B., … & Pacher, P. (2009). Cannabidiol attenuates cisplatin-induced nephrotoxicity by decreasing oxidative/nitrosative stress, inflammation, and cell death. Journal of Pharmacology and Experimental Therapeutics, 328(3), 708-714.
  2. Go, A. S., Chertow, G. M., Fan, D., McCulloch, C. E., & Hsu, C. Y. (2004). Chronic kidney disease and the risks of death, cardiovascular events, and hospitalization. New England Journal of Medicine, 351(13), 1296-1305.
  3. Coresh, J., Selvin, E., Stevens, L. A., Manzi, J., Kusek, J. W., Eggers, P., … & Levey, A. S. (2007). Prevalence of chronic kidney disease in the United States. Jama, 298(17), 2038-2047.
  4. Hampson, A. J., Grimaldi, M., Axelrod, J., & Wink, D. (1998). Cannabidiol and (−) Δ9-tetrahydrocannabinol are neuroprotective antioxidants. Proceedings of the National Academy of Sciences, 95(14), 8268-8273.
  5. El-Remessy, A. B., Al-Shabrawey, M., Khalifa, Y., Tsai, N. T., Caldwell, R. B., & Liou, G. I. (2006). Neuroprotective and blood-retinal barrier-preserving effects of cannabidiol in experimental diabetes. The American journal of pathology, 168(1), 235-244.

Condiciones que pueden responder al cannabidiol