Basado en evidencia

¿Qué es el delta 10 THC?

El delta 10 THC es totalmente nuevo en el mercado.

Se podría describir como la forma más energizante y nootrópica del THC.

Artículo por
Justin Cooke ,

Lo necesitemos o no, hay otro compuesto del THC que empieza a circular entre la comunidad cannábica; se llama delta 10 THC (Δ10-tetrahidrocannabinol).

Probablemente ya haya oído hablar del delta 9 THC, el principal ingrediente psicoactivo de la marihuana. Incluso puede que haya escuchado sobre el delta 8 THC, una forma más nueva y suave de THC que está empezando a abrirse camino en el mercado.

Ya sé lo que está pensando…

¿Qué diablos es el delta 10 THC, qué hace y dónde puedo encontrarlo?

→ Read in English: What is Delta 10 THC?

  • Tabla de contenido

¿Qué es el delta 10 THC?

El delta 10 THC es un isómero del delta 8 y el delta 9 THC.

Los isómeros son moléculas que tienen la misma fórmula química pero una disposición diferente de los átomos.

Puede pensar en ello como un helado. Todos los helados siguen siendo helados, pero vienen en muchos sabores diferentes.

En este ejemplo, el delta 8, 9 y 10 THC son diferentes sabores de la molécula de THC.

También existen otras versiones del THC, incluyendo delta 2, delta 3, delta 6, y delta 7 THC. Sin embargo, estos isómeros son muy poco conocidos y no están disponibles en el mercado todavía. El delta 9 es el único isómero que se produce de forma significativa en la planta de cáñamo natural. Todos los demás isómeros (incluyendo el delta 10) requieren una intervención química para su producción.

Delta se refiere a la posición del doble enlace en la estructura química del THC. Delta 10 tiene el doble enlace en la décima posición, mientras que delta 9 tiene este enlace en la novena posición, y así sucesivamente.

Esta es la única diferencia entre cada versión del THC. No es una diferencia lo suficientemente grande como para cambiar fundamentalmente los efectos que se pueden esperar del THC. Todas las formas de THC son psicoactivas; sin embargo, tienen diferentes potencias y la experiencia cualitativa del subidón que producen también puede ser diferente.

¿Cómo son los efectos del delta 10 THC?

El delta 10 THC es una molécula nueva, por lo que se sabe muy poco sobre sus efectos. Todavía no se han realizado estudios clínicos formales que exploren los efectos (y la seguridad) de este cannabinoide.

Sin embargo, hay muchos informes anecdóticos de personas que lo han probado (incluyendo nuestra propia experiencia).

Estas son algunas de las características de este cannabinoide que han sido observadas hasta ahora :

  • El Δ10 es aproximadamente la mitad de potente que el Δ9 THC
  • El Δ10 es más estimulante y nootrópico
  • El Δ10 es mejor que el Δ9 para promover estados de flujo, creatividad, euforia y concentración
  • El Δ10 parece tener menos efectos secundarios que el Δ9

Es probable que estos efectos conviertan al delta 10 THC en un elemento básico de la industria del cannabis en los próximos años.

Si pudiéramos colocar el delta 8, 9 y 10 en una escala, tendríamos el delta 8 en el extremo izquierdo (sedante y relajante) y el delta 10 en el extremo derecho (estimulante y nootrópico). El delta 9 estaría en algún punto entre los dos.

La historia del delta 10 THC

El delta 10 fue descubierto en 1984 por un hombre llamado Raphael Mechoulam. Él publicó un artículo que describe la síntesis de esta molécula, pero el método requería el uso de productos químicos fuertes y tóxicos que hacían que el producto final fuera inutilizable [1]. En este mismo artículo se destacaban también los isómeros delta 2, delta 3 y delta 6 del THC, ninguno de los cuales se había estudiado en detalle.

No fue hasta hace poco que se redescubrió el delta 10 THC. Una empresa llamada Fusion Farms lo descubrió después de que pidió inadvertidamente una gran cantidad de biomasa de cannabis contaminada por el retardante de fuego de los incendios forestales cercanos a California.

Sin ser conscientes de la contaminación, el equipo procesó el cáñamo como de costumbre. Utilizaron un método de destilación y recristalización para aislar los cannabinoides. Durante el proceso, el equipo observó una extraña formación de cristales en su extracto, como nunca antes habían visto.

Tras realizar una prueba para ver qué sustancia química habían aislado, el escáner la identificó como CBC (cannabicromeno), pero las formaciones de cristales no se parecían en nada a los resultados que habían obtenido anteriormente al extraer CBC puro. Así que el equipo siguió investigando.

Tardaron varios meses en identificar la sustancia, pero finalmente la identificaron como delta 10 THC con la ayuda de una tecnología llamada resonancia magnética nuclear (RMN). Esta tecnología se utiliza para identificar la estructura química de moléculas desconocidas.

Resulta que fue la exposición al retardante de fuego lo que llevó a la conversión del delta 9 en delta 10 THC.

Un químico orgánico llamado Josh Josh Jones, Ph.D. (propietario de Jonesing Labs LLC), se propuso encontrar un método más seguro y fiable para convertir el delta 9 THC en el isómero delta 10 utilizando catalizadores y un iniciador radical de grado alimentario. Esta fue una idea muy innovadora en la ciencia de los cannabinoides.

Después de muchas pruebas y errores, Josh acabó puliendo un método que produce un rendimiento de alrededor del 70-80% de delta 10 THC. Actualmente hay una patente pendiente del proceso, presentada por Fusion Farms y Jonesing Labs.

¿Cuánto delta 10 THC debo tomar?

La dosis óptima de delta 10 THC aún no está determinada. Sabemos que no es tan potente como el delta 9 THC, pero todavía no tenemos una idea clara de sus diferencias. La mayoría de las personas que han probado el delta 10 dicen que es más o menos similar al delta 8, y el delta 8 es aproximadamente la mitad de fuerte que una dosis equivalente del isómero delta 9.

Usando esta métrica, estimamos que el rango de dosis funcional de delta 10 THC está entre 20 mg y 60 mg.

Como ocurre con cualquier cannabinoide, la dosis puede fluctuar en función del tamaño y el peso del individuo, el nivel de experiencia (tolerancia) y los factores metabólicos individuales.

Cuando se prueba un nuevo compuesto por primera vez, es aconsejable empezar con una dosis muy baja (alrededor de 5 mg) y esperar una hora para ver cómo responde el cuerpo. A partir de ahí, puede aumentar la dosis cada hora en 5 mg hasta que alcance la dosis umbral, es decir, la dosis que produce un cambio notable en la cognición.

Puede seguir jugando con la dosis haciendo cambios sutiles para ver lo que le funciona mejor.

¿Ha probado el delta 10 THC? Conteste nuestra encuesta de 4 preguntas sobre la experiencia con el delta 10 para ayudarnos a cuantificar la dosis óptima de delta 10 THC y ayudarnos a entender mejor cómo se compara con los otros isómeros.

¿Delta qué? Comparación del delta 8, 9 y 10 THC

MétricaDelta 8 THCDelta 9 THCDelta 10 THC
PsicoactividadLeve-moderadaModerada-altaLeve-moderada
Perfil de efectosSedante y relajanteEufórico y estimulanteEufórico y nootrópico
Costo$$$$$$$
Concentración en la planta de cáñamoMenos del 1%Hasta el 30%Menos del 1%
ReceptoresCB1 y CB2CB1 y CB2CB1 y CB2
Dosis típica20–60 mg10–30 mg20–60 mg
Efectos sobre el apetitoPotente estimulanteEstimulante moderadoDesconocido
Efectos secundarios ansiososMuy levesLeves a moderadosMuy leves
LegalidadÁrea gris legalIllegal (excepto en algunos estados)Área gris legal

La legalidad del delta 10 THC es discutible. Técnicamente, es legal en virtud de la Ley Agrícola del 2018 siempre que se haga a partir de la planta de cáñamo en lugar de con marihuana. El cáñamo se define como cualquier planta de Cannabis sativa que produce un 0.3% de THC o menos. La marihuana es cualquier planta que produce más del 0.3% de THC.

El problema es que el delta 10 THC no se produce de forma significativa en el cáñamo. De hecho, ni siquiera la marihuana produce concentraciones significativas del isómero delta 10.

Para hacer extractos de delta 10 THC, los laboratorios primero tienen que convertir el CBD extraído legalmente del cáñamo y convertirlo en delta 10. Hay formas de convertir el CBD directamente en delta 10, pero son ineficientes. Es más fácil convertir el CBD en delta 8 o delta 9, y luego convertirlo en delta 10 utilizando el método descrito por Josh en su patente.

La DEA (Administración para el Control de Drogas) declaró recientemente que cualquier derivado sintético del THC se considera una sustancia de la Lista I a nivel federal. Se puede debatir si el delta 10 se considera un “derivado sintético”. Es más probable que el delta 10 se considere un “derivado natural” porque es un compuesto que se encuentra en la naturaleza, aunque los productos comerciales se elaboren en un laboratorio.

Esta cuestión es bastante compleja y la consideración del gobierno federal sobre estos isómeros del THC sigue sin estar clara. Hemos tratado este tema con más detalle en nuestra guía legal sobre el delta 8 THC.

Hay varios estados que tienen leyes específicas que prohíben todas las formas de THC, incluyendo el delta 10.

Actualmente hay 15 estados que han aprobado sus propias leyes de cannabis recreativo. Estos estados permiten la venta de derivados de la marihuana, y permiten la venta de extractos de THC de varios tipos.

Sin embargo, hay 4 excepciones aquí que han prohibido específicamente los isómeros sintéticos de THC; esto incluye Alaska, Arizona, Colorado y Montana.

Estados donde la marihuana es legal:

  1. Alaska
  2. Arizona
  3. California
  4. Colorado
  5. Illinois
  6. Maine
  7. Massachusetts
  8. Michigan
  9. Montana
  10. Nevada
  11. New Jersey
  12. Oregon
  13. South Dakota
  14. Vermont
  15. Washington

¿Se puede detectar el delta 10 THC en una prueba de drogas?

La mayoría de las pruebas de detección de drogas están limitadas en cuanto a lo que pueden detectar. Están diseñadas para detectar sustancias específicas que se consideran ilegales o problemáticas por otros motivos (como las sustancias para mejorar el rendimiento en las asociaciones de atletas profesionales).

Prácticamente todas las pruebas de drogas analizan la presencia de THC. Estas pruebas no son lo suficientemente sofisticadas como para diferenciar entre el delta 9 THC y otras formas de THC; lo que significa que si ha consumido delta 10 THC, lo más probable es que la prueba salga positiva para THC.

Si es sometido regularmente a pruebas de detección de drogas, le recomendamos que evite consumir delta 10 THC a menos que tenga una excepción médica específica o viva en un estado donde la marihuana es legal (excepto los cuatro estados mencionados anteriormente).

Si ha estado consumiendo delta 10 THC y tiene programada una prueba de drogas, es importante que deje de consumir la sustancia inmediatamente y comience un programa de desintoxicación. Lo ideal es dejar de consumir cualquier forma de THC al menos un mes antes de la prueba para asegurarse de que se elimine completamente del cuerpo.

Cómo utilizar el delta 10 THC

El delta 10 THC no está ampliamente disponible, pero esperamos que pronto podamos encontrarlo en las mismas presentaciones que el CBD y otros productos de THC. Esto incluye destilados, tinturas, cápsulas, gominolas, vapes y más.

Es posible que incluso veamos flor de cáñamo rica en delta 10 en el futuro. Estos productos se elaboran rociando la flor de cáñamo con extracto de delta 10.

Destilado de delta 10 THC

Probablemente, los destilados serán el primer tipo de producto que encontraremos en el mercado. Esto se debe a que todos los demás productos de delta 10 se elaboran a partir de los destilados.

El uso de los destilados es bastante sencillo, pero hay que tener cuidado al probarlo por primera vez. Esta forma de extracto de cannabis es muy potente, por lo que es fácil consumir demasiado.

Puede utilizar los destilados fumándolos en un equipo de dab, añadiéndolos a un vaporizador eléctrico, comiéndolos directamente o utilizándolos para hacer sus propias tinturas o gominolas de delta.

Tinturas de delta 10 THC

El destilado de delta 10 puede ser infundido en una base de aceite para facilitar su uso. Esta práctica también es más segura al diluir el delta 10 de su forma altamente concentrada.

Todavía no hemos visto tinturas de delta 10 THC, pero pronto llegarán. Es sólo cuestión de tiempo para que la gente empiece a oír hablar de este nuevo e innovador producto y que las empresas empiecen a crear sus propias tinturas para satisfacer la demanda.

Una tintura puede utilizarse de dos maneras: por ingestión directa o administración sublingual. Ambas formas son muy similares.

“Sublingual” se refiere a las sustancias que se absorben a través de los capilares bajo la lengua. Estos capilares conectan con una red de vasos sanguíneos se encuentra directamente bajo la superficie de la boca. Las sustancias como el THC pueden pasar de la boca al torrente sanguíneo a través de esta red, evitando el metabolismo hepático de primer paso y ejerciendo sus efectos en pocos minutos. Para utilizar este método, basta con mantener la tintura bajo la lengua durante uno o dos minutos antes de tragarla.

La otra opción es simplemente tragar la tintura directamente, o añadirla a otros productos comestibles como batidos o licuados. La aparición de los efectos tardará más tiempo, pero debería ofrecer el mismo nivel de potencia.

Cápsulas de delta 10 THC

Las cápsulas son otro método fácil para consumir productos de cannabis. Se elaboran rellenando cápsulas de gel con el destilado, con una tintura o aceite preparado.

Las cápsulas de delta 10 THC ofrecen la ventaja de proporcionar una dosis precisa y consistente. Digamos que compra una cápsula de 20 mg de delta 10 THC; cada vez que tome la cápsula, va a obtener exactamente la misma dosis y efectos de la misma intensidad.

Las cápsulas son ideales para las personas que toman THC a diario y no quieren complicarse midiendo aceites, fumando en un equipo de dab o un vaporizador. Son sencillas, discretas y rentables.

Gominolas de delta 10 THC

Las gominolas son como las cápsulas, pero en lugar de una cápsula insípida, el contenido de delta 10 THC se infunde en un caramelo afrutado de goma. Las gominolas cumplen la misma función que una cápsula, ya que proporcionan una dosis precisa de delta 10 THC en cada pieza.

Hay que tener cuidado con las gominolas porque puede ser fácil tomar demasiado. Son deliciosas y la mayoría de la gente tiene el impulso de comer más. Recuerde que podría exceder su dosis de delta 10 THC, así que tome nota de la dosis deseada y deténgase una vez que la haya alcanzado.

Cartuchos y vaporizadores de delta 10 THC

La forma más rápida de sentir los efectos de cualquier producto de cannabis, incluyendo el delta 10 THC, es a través de la inhalación. Esto se puede hacer fumando el destilado en un equipo de dab, pero dicho método es perjudicial para los pulmones. La mayoría de la gente prefiere utilizar un vaporizador, que calienta el extracto hasta su punto de evaporación, pero lo mantiene por debajo del punto de combustión.

Hay una gran diferencia entre la evaporación y la combustión. El proceso químico que tiene lugar con la combustión produce una variedad de compuestos tóxicos, incluyendo isótopos radiactivos, monóxido de carbono y otros hidrocarburos peligrosos.

Cuando se utiliza un vaporizador, no se produce ninguna de estas sustancias tóxicas. Las partículas que inhalamos se parecen más a un vapor que a un humo.

Algunos vapes pueden utilizar el destilado de delta 10 THC solo, otros pueden mezclar ingredientes del e-líquido como glicerina vegetal o propilenglicol para crear un vapor blanco y espeso.

Tenga cuidado con los vapes que utilizan aceite MCT o vitamina E; no es seguro vaporizar estos ingredientes y deben evitarse a toda costa.

Además, tenga cuidado con los vapes de marcas que no reconoce o que son muy baratos. Si es demasiado bueno para ser verdad, probablemente sea un fraude. Hay muchas estafas en este mercado, así como empresas que venden productos poco éticos o inseguros. Por ejemplo, se ha descubierto que algunos vapes contienen niveles inseguros de plomo u otros metales pesados.

¿Existe alguna investigación sobre los beneficios para la salud del delta 10 THC?

El delta 10 THC aún no ha sido estudiado, en ningún contexto. El único informe sobre esta sustancia proviene de un artículo de 1984 en el que un químico llamado Raphael Mechoulam identificó por primera vez la sustancia y describió su proceso para sintetizarla a partir del delta 9 THC.

Hasta la fecha, no hay estudios en animales o humanos que exploren los efectos del delta 10.

Dicho esto, basándonos en nuestra experiencia y en otros informes iniciales de personas que han probado el delta 10, es muy probable que esta sustancia ofrezca más o menos los mismos beneficios que el delta 8 y el delta 9. El delta 10 THC produce el mismo subidón, pero es más probable que produzca efectos estimulantes, eufóricos e inspiradores de la creatividad.

Esto podría significar que el delta 10 THC va a ser más útil para enfermedades como el TDAH, la fatiga, la fibromialgia, la esclerosis múltiple, la depresión o los trastornos neurodegenerativos que otras formas de THC.

Dicho esto, hasta que no haya más investigaciones disponibles, no podemos hacer ninguna afirmación definitiva sobre lo que el delta 10 THC puede ofrecer.

El futuro del delta 10 THC

El delta 10 THC es otro nuevo isómero de la molécula de THC. Es psicoactivo, al igual que sus moléculas hermanas, el delta 9 THC y el delta 8, pero ligeramente menos potente.

En términos de efectos, consideramos que el delta 10 es la versión ideal del THC para el uso diurno, mientras que el delta 8 es más ideal para las noches. El delta 9 se encuentra en un punto intermedio entre ambos isómeros.

Este cannabinoide carece de cualquier investigación científica sustancial. Aunque se descubrió en 1984, junto con otros isómeros del THC, sólo en los últimos meses el delta 10 se ha hecho popular.

Esperamos que la industria del delta 10 THC se dispare en los próximos años, ya que la gente busca nuevos giros de la experiencia clásica del THC. Los beneficios estimulantes y potenciadores de la creatividad que ofrece este cannabinoide son muy solicitados. Es probable que esta sea la fuerza impulsora de este isómero particular entre el público general.

Referencias citadas en este artículo

  1. Srebnik, M., Lander, N., Breuer, A., & Mechoulam, R. (1984). Base-catalysed double-bond isomerizations of cannabinoids: structural and stereochemical aspects. Journal of the Chemical Society, Perkin Transactions 1, 2881-2886.

Leer más

Leer más