Basado en evidencia

Aceite de CBD para perros con cáncer: beneficios, seguridad e investigación actual

Según la Sociedad Veterinaria del Cáncer, aproximadamente 1 de cada 4 perros desarrollará cáncer en algún momento de su vida.

Descubra cómo la gente utiliza el aceite de CBD para ayudar a sus perros a sobrellevar los efectos secundarios de la terapia contra el cáncer.

Artículo por
Justin Cooke ,

El tratamiento contra el cáncer está disponible para las mascotas, pero es caro, conlleva un sinfín de efectos secundarios y no siempre es eficaz. Sólo un 50% de los cánceres son curables.

El aceite de CBD es un popular tratamiento complementario para la terapia contra el cáncer en perros por dos razones; alivia la mayoría de los efectos secundarios comunes de la terapia contra el cáncer y hay algunas pruebas que sugieren que puede ralentizar el crecimiento del cáncer.

Descubra cómo los dueños están utilizando el aceite de CBD para el cáncer en sus perros.

Voy a explicar cómo funciona, qué dicen las investigaciones, qué dosis utilizar y dónde encontrar los mejores aceites de CBD para este trabajo.

→ Read in English:  CBD Oil For Dogs With Cancer: Benefits, Safety, & Current Research

  • Tabla de contenido

Los beneficios del aceite de CBD para los perros con cáncer

El cannabis se ha utilizado como hierba auxiliar contra el cáncer durante miles de años.

De hecho, uno de los principales motivos del cambio en la opinión pública sobre el cannabis se debe a su papel para ayudar a los pacientes con cáncer a controlar los efectos secundarios destructivos de la terapia contra el cáncer.

En la actualidad, la mayor parte del conocimiento sobre los beneficios del cannabis para el cáncer provienen de los ensayos clínicos de tres productos farmacéuticos: Dronabinol, Nabilone y Sativex.

Cada uno de estos medicamentos está hecho de CBD, THC o una combinación de ambos.

Aunque nada es concluyente, los resultados del estudio de estos fármacos sobre el cáncer son prometedores. Hay varios beneficios destacados que los cannabinoides como el CBD pueden ofrecer para los pacientes de cáncer, tanto humanos como caninos.

Los beneficios del aceite de CBD para los perros con cáncer incluyen:

  • Puede ayudar al sistema inmunitario a detectar más rápidamente las células cancerosas
  • Alivia el dolor relacionado con el cáncer
  • Alivia los efectos secundarios comunes de la terapia contra el cáncer (diarrea, náuseas, insomnio)
  • Puede ralentizar el crecimiento de los tumores cancerosos

1. Favorece la función inmunitaria

El sistema inmunitario de los perros siempre está atento a cualquier cosa que parezca fuera de lo normal; por ejemplo, los patógenos invasores (virus y las bacterias) y las células anormales (cáncer).

Las células inmunitarias específicas que buscan y detectan signos de cáncer son los linfocitos asesinos naturales (NK) y los linfocitos T [1].

La conexión entre el CBD y la detección del cáncer es muy compleja; los investigadores todavía están tratando de entender cómo funciona. Hasta ahora, lo que sabemos es que el CBD interactúa con los receptores endocannabinoides CB2, que están presentes tanto en las células NK como en las T. Se cree que los beneficios reguladores del CBD sobre los receptores CB2 desempeñan un papel clave en sus beneficios para la prevención del cáncer.

Un estudio polaco publicado en el 2017 descubrió que el CBD provocaba un cambio en la activación inmunológica de TH2 (comúnmente visto en pacientes con cáncer) a TH1 (que se cree que es mejor para la prevención del cáncer) [2].

El equilibrio TH1 y TH2 es muy complicado. Se han escrito libros de texto enteros sobre el tema. He aquí un breve resumen de la comparación entre la respuesta inmunitaria mediada por TH1 y TH2:

  • Respuesta inmunitaria TH1 — mejor para atacar a los patógenos (como las partículas víricas y bacterianas) y al cáncer, pero también está implicada en las reacciones autoinmunes.
  • Respuesta inmunitaria TH2 — más implicada en el mantenimiento de la inflamación y las alergias.

2. Alivia el dolor relacionado al cáncer

El dolor crónico es un efecto secundario común y debilitante del cáncer.

El cáncer puede causar dolor al dañar las células nerviosas y desencadenar reacciones inflamatorias. El crecimiento del tumor también puede empezar a presionar los órganos o tejidos circundantes, causando dolor o malestar.

Asimismo, la quimioterapia puede provocar dolor crónico en los perros al dañar las células nerviosas y causar un daño oxidativo generalizado.

Los estudios han demostrado que tanto el CBD como el THC son eficaces para eliminar el dolor relacionado con el cáncer [3]. Estos resultados fueron especialmente notables porque los pacientes de este estudio previamente utilizaban analgésicos opiáceos convencionales y estos no pudieron aliviar su dolor.

Este estudio se llevó a cabo en humanos, pero el concepto en el que se basa su funcionamiento puede aplicarse también a los perros.

3. Alivia los efectos secundarios de la terapia contra el cáncer

Los principales tratamientos para el cáncer en perros son la quimioterapia o la radioterapia (o una combinación de ambas).

Estos tratamientos son agresivos y pueden causar mucho daño al organismo. Por ello, hay muchos efectos secundarios negativos asociados a estos medicamentos.

Los efectos secundarios más comunes de la terapia contra el cáncer son:

  • Náuseas y vómito
  • Insomnio
  • Eccema
  • Pérdida del apetito
  • Fatiga
  • Dolores de cabeza

Se ha demostrado en distintas ocasiones que el CBD puede aliviar la mayoría de estos efectos secundarios, especialmente las náuseas, el insomnio y los dolores de cabeza.

Más que para tratar el cáncer directamente, la razón más común por las que los dueños utilizan productos de CBD con sus perros es para aliviar estos efectos secundarios. En este caso, el objetivo final del uso del aceite de CBD es mejorar la calidad de vida de sus perros, por lo que tomar medidas para mitigar los síntomas es un componente clave de la terapia de apoyo contra el cáncer.

4. Puede ralentizar el crecimiento de los tumores

Se han realizado numerosos estudios in vitro y en animales que han demostrado los efectos anticancerígenos de los cannabinoides, incluyendo el CBD y el THC [4]. Sin embargo, las pruebas no son concluyentes. Se ha demostrado que el CBD inhibe el crecimiento de tumores cancerosos en algunos tipos de cáncer y en otros no.

Aunque la supresión de tumores es un beneficio prometedor del CBD, no es algo en lo que podamos confiar todavía hasta que haya más pruebas que lo respalden.

Cómo utilizar el aceite de CBD para los perros con cáncer

El uso de los aceites de CBD con perros es muy sencillo. La forma más fácil de darle CBD a su perro es mezclar un poco con su comida.

No debe esperar resultados inmediatos con el aceite de CBD. Déle a su perro una dosis de CBD dos veces al día, con las comidas. Pasarán unos días antes de que empiece a ver mejoras notables.

El primer signo de mejora será la reducción de los síntomas de dolor o náuseas, pero los otros beneficios (supresión del cáncer e inmunomodulación) requieren varias semanas o meses de uso regular para que surtan efecto. Es importante ser paciente y persistente.

Habrá algunos perros quisquillosos que rechacen su comida después de que haya añadido aceite de CBD, por lo que tendrá que dejar caer una dosis del aceite directamente en su boca. Una vez que haya echado un gotero de CBD en su boca, tendrá que mantener su boca cerrada durante unos segundos para asegurarse de que su perro trague toda la dosis.

Esto no le hará daño a su perro y es el método estándar que utilizan los veterinarios para administrar medicamentos orales a los perros.

Antes de que decida utilizar el aceite de CBD con su perro para combatir el cáncer, es aconsejable que hable con su veterinario. Algunos medicamentos u otros problemas de salud subyacentes podrían interactuar con el CBD y empeorar los síntomas.

Relacionado: ¿El CBD puede ayudar a los perros con artritis?

¿Cuál es la dosis de aceite de CBD para perros con cáncer?

La dosis de CBD depende en gran medida del tamaño de su perro. Otros factores también pueden afectar a la dosis, como la raza o la gravedad de los síntomas. Incluso la salud de su tracto digestivo juega un papel importante. Los perros con una mala digestión absorben menos aceite de CBD y pueden necesitar una dosis mayor.

En general, hay dos niveles de potencia:

  1. Dosis de baja potencia — 1 mg de CBD por kilogramo de peso corporal
  2. Dosis de alta potencia — 2 mg de CBD por kilogramo de peso corporal

Para tratar los efectos secundarios relacionados con el cáncer, se recomienda una dosis alta. Muchos de los estudios que han mostrado beneficios del uso del CBD para el cáncer utilizaron dosis mucho más altas que esta (5 mg/kg por medio de una inyección) [5].

Si es la primera vez que utiliza el aceite de CBD con su perro, empiece primero con una dosis muy baja para asegurarse de que no hay alergias u otras reacciones negativas.

Una vez que sepa que su perro puede manejar el aceite de CBD con seguridad, intente llevarle a la dosis alta de acuerdo con su peso.

Debe monitorear a su perro para ver cómo responde, y aumente o disminuya ligeramente la dosis cada día en consecuencia.

Tabla de dosis de CBD para perros con cáncer

 Tamaño y peso del perroRango de dosis (dosis baja)Rango de dosis (dosis alta)Potencia recomendada para el aceite de CBD
 Perros muy pequeños (1-7 kg)1 – 7 mg2 – 14 mgAceite de CBD de 150 mg
 Perros pequeños (7-14 kg)7 – 14 mg14 – 28 mgAceite de CBD de 300 mg
 Perros medianos (14 – 27 kg)14 – 27 mg28 – 54 mgAceite de CBD de 300-600 mg
 Perros grandes  (27 – 60 kg)27 – 60 mg54 – 120 mgAceite de CBD de 600 – 1500 mg

¿El aceite de CBD es seguro para los perros?

Ya se han realizado miles de estudios en animales y ensayos clínicos en humanos con CBD en todas las dosis imaginables. Además, millones de personas utilizan aceites de CBD con sus perros a diario sin ningún problema.

Incluso en dosis muy elevadas (600 mg), se ha demostrado que el CBD supone poco riesgo para los participantes en la investigación. Se han registrado algunos efectos secundarios, pero suelen ser leves (náuseas o fatiga).

A pesar de esto, es importante vigilar cualquier cambio que se produzca en su perro después de administrarle el CBD, especialmente con las primeras dosis.

Algunos perros pueden experimentar una reacción alérgica al CBD o a otros ingredientes del aceite. Las alergias pueden manifestarse con síntomas leves, como estornudos o tos, o con efectos secundarios más graves, como dificultad para respirar y desmayos.

También es importante vigilar la posible aparición de los efectos secundarios del aceite de CBD. Para evitarlos en un futuro, siempre puede reducir la dosis si es necesario.

Los efectos secundarios más comunes del aceite de CBD en perros son:

  • Letargo — su perro puede dormir más de lo habitual
  • Náuseas y vómitos — los signos de náuseas incluyen un babeo excesivo
  • Mareos o aturdimiento — puede que su perro no quiera moverse o levantarse de la cama

¿Qué tipo de cáncer pueden padecer los perros?

Los perros son susceptibles de padecer los mismos tipos de cáncer que los humanos.

El cáncer más común en los perros es el linfoma, que representa hasta el 20% de todos los casos. En comparación con los humanos, los perros tienen aproximadamente 5 veces más probabilidades de desarrollar este tipo de cáncer.

Los tipos de cáncer más comunes en los perros son los siguientes

  1. Tumores de mastocitos — pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, pero suelen identificarse en la piel
  2. Linfoma — cáncer de los ganglios linfáticos
  3. Osteosarcoma — cáncer de hueso
  4. Melanoma — una forma agresiva de cáncer de piel (también puede aparecer en el ojo)
  5. Carcinomas de las glándulas mamarias — cáncer de las glándulas mamarias en las perras
  6. Hemangiosarcoma — cáncer de los vasos sanguíneos
  7. Cáncer de cerebro — hay varios tipos diferentes de cáncer de cerebro
  8. Cáncer de hígado — hay varios tipos diferentes de cáncer de hígado
  9. Lipoma — cáncer que se forma justo debajo de la superficie de la piel
  10. Cáncer de pulmón — el cáncer de pulmón se presentan en muchas formas diferentes

Cáncer en perros: signos y tratamientos convencionales

El cáncer es relativamente frecuente en los perros, sobre todo en los perros de edad avanzada. Algunos informes sugieren que casi el 50% de los perros mayores de 10 años recibirán un diagnóstico de cáncer.

Hay cientos de tipos diferentes de cáncer, cada uno de los cuales presenta síntomas distintos. Algunos cánceres son fáciles de detectar, mientras que otros pueden pasar desapercibidos durante meses o años.

Si nota bultos extraños, lesiones en la piel o ve que su perro está anormalmente cansado o con poca energía desde hace un par de semanas, es buena idea que visite a su veterinario para investigar.

La mayoría de los cánceres requieren algunas pruebas para ser identificados. El veterinario realizará pruebas de imagen, biopsias o análisis de sangre para detectar signos de cáncer.

Signos comunes de cáncer en perros

  • Bultos o masas
  • Lesiones cutáneas que no se curan o desaparecen
  • Vómitos o diarrea persistentes
  • Pérdida de apetito o de peso
  • Letargo o baja energía
  • Dificultad para orinar o defecar

Factores de riesgo para cáncer en perros

¿Qué causa el cáncer en los perros?

Los perros de edad avanzada son los que más riesgo corren de desarrollar cáncer, pero puede aparecer en cualquier etapa de la vida. Alrededor de los diez años de edad, el riesgo de cáncer es mucho mayor.

Los factores de riesgo que pueden aumentar las probabilidades de desarrollar cáncer en los perros son:

  • La edad (los perros mayores tienen un mayor riesgo)
  • La raza
  • La exposición a carcinógenos (como la sal de carretera o los pesticidas)
  • Dieta inadecuada
  • Exposición a la radiación
  • Polimorfismos genéticos

Prevalencia del cáncer por raza de perro

Algunas razas de perros también tienen más riesgo de desarrollar cáncer que otras.

Un amplio estudio publicado en el 2013 analizó la causa de muerte de 2000 perros para identificar las tasas de cáncer de las distintas razas [6].

Este estudio informó de que aproximadamente el 27% de las muertes estaban relacionadas con el cáncer.

Índices de cáncer en 66 razas de perros

  • Spaniel de agua irlandés — 55.8%
  • Retriever de pelo liso — 50.3%
  • Braco húngaro de pelo duro — 46.7%
  • Boyero de montaña Bernés — 45.7%
  • Rottweiler — 45.3%
  • Leonberger — 44.7%
  • Spinone italiano — 44.7%
  • Staffordshire bull terrier — 44.4%
  • Welsh terrier — 43.5%
  • Schnauzer gigante — 41.0%
  • Airedale terrier — 39.5%
  • Golden retriever — 38.8%
  • Boxer — 38.5%
  • Bulldog francés — 38.0%
  • Pastor de Brie — 38.0%
  • Bullmastiff — 37.5%
  • Malamute de Alaska — 35.7%
  • Saluki/Galgo persa — 35.6%
  • Perro perdiguero de peaje de pato de Nueva Escocia — 33.3%
  • Basset Grifón Vendeano — 32.9%
  • Setter inglés — 32.8%
  • Beagle — 32.8
  • Elkhound noruego — 32.4%
  • Husky siberiano — 31.8%
  • Keeshond — 31.7%
  • Terrier tibetano — 31.6%
  • Labrador retriever — 31.2%
  • Basset hound — 31.0%
  • Lebrel afgano — 30.8%
  • Crestado rodesiano — 30.6%
  • Setter irlandés rojo y blanco — 30.2%
  • Poodle estándar — 29.7%
  • Braco alemán de pelo corto — 29.6%
  • Spaniel de campo — 29.4%
  • Cocker spaniel/Cocker inglés — 29.4%
  • Gordon setter — 29.3%
  • Corgi galés de Pembroke — 28.4%
  • Corgi galés de Cardigan — 28.3%
  • Setter irlandés — 27.3%
  • Terranova — 27.1%
  • Springer spaniel galés — 26.8%
  • Springer spaniel inglés — 26.7%
  • Lancashire heeler — 26.7%
  • Samoyedo — 26.5%
  • Terrier irlandés de pelo suave— 26.1%
  • Doberman — 26.0%
  • Braco alemán de pelo duro — 24.4%
  • Border collie — 23.6%
  • Spaniel tibetano — 23.2%
  • Bull terrier — 23.0%
  • Pastor belga — 23.0%
  • Pastor de las islas Shetland — 22.3%
  • Manchester terrier — 21.9%
  • Schnauzer miniatura— 21.5%
  • Terrier de Norwich — 21.4%
  • Spitz finlandés — 21.4%
  • Pointer — 20.7%
  • Cairn terrier — 19.4%
  • Collie barbudo — 19.4%
  • Border terrier — 19.2%
  • Dálmata — 19.1%
  • Sussex spaniel — 19.0%
  • Lebrel escocés — 18.8%
  • Bulldog/Bulldog inglés — 18.3%
  • Dachshund (salchicha) — 16.7%
  • Shih Tzu — 14.5%

¿Cómo se diagnostica el cáncer en los perros?

Su veterinario utilizará diferentes herramientas para darle a su perro un diagnóstico de cáncer.

Para las lesiones o bultos visibles en la piel se realiza una biopsia, lo que implica cortar una pequeña sección y analizarla en un laboratorio.

Otras formas de cáncer requieren más trabajo de investigación. Los veterinarios pueden solicitar radiografías u otras pruebas de imagen para buscar masas o tumores en el interior del cuerpo; también se pueden utilizar los análisis de sangre para comprobar si hay cáncer de sangre u otros signos de cáncer.

Tratamientos convencionales de cáncer en perros

El tipo de cáncer que se le diagnostique a su perro determinará el tratamiento. Algunos tipos de cáncer son mucho más difíciles de tratar que otros.

Es importante que hable con su veterinario sobre las opciones de tratamiento.

En algunos casos, el veterinario puede recomendar que se renuncie a la terapia contra el cáncer y que se traten los efectos secundarios subyacentes. Si el pronóstico es sombrío, el tratamiento del cáncer sólo conducirá a una menor calidad de vida en los últimos días de su perro. Por ello, el veterinario puede recetar analgésicos y ansiolíticos para controlar los síntomas y esperar a que la enfermedad tome su curso.

Los tratamientos más comunes para el cáncer en los perros son:

  1. Cirugía — extirpación física de los tumores cancerosos y del tejido circundante.
  2. Radioterapia — consiste en exponer el tejido canceroso a la radiación ionizante.
  3. Quimioterapia — se trata de una clase de fármacos que destruyen ciertos tipos de células cancerosas.
  4. Terapia combinada — en la mayoría de los casos, el tratamiento consiste en una combinación de dos o los tres tratamientos mencionados (extirpación quirúrgica, radioterapia y quimioterapia).

En conclusión: los mejores aceites de CBD para perros con cáncer

Aunque el aceite de CBD no es una cura para el cáncer, ofrece una serie de beneficios útiles para apoyar la calidad de vida de los perros con cáncer y puede ofrecer mecanismos de protección que podrían mejorar sus probabilidades de supervivencia.

Los principales beneficios del aceite de CBD para el cáncer se basan en sus efectos analgésicos, antinauseosos e inmunomoduladores.

Los mejores aceites de CBD para perros con cáncer están elaborados con un extracto de espectro completo, vienen en dosis relativamente altas y en una variedad de opciones de potencia para que pueda adaptarlo al tamaño de su perro. La mayoría de las investigaciones sugieren que la dosis de aceites de CBD para el cáncer es de unos 2 mg/kg o más (dosis alta).

Es importante que hable con un veterinario antes de darle aceite de CBD a su perro para combatir el cáncer y que sea paciente y persistente con la dosis para obtener un beneficio óptimo. El mayor beneficio del aceite de CBD proviene del uso a largo plazo.

Referencias citadas en este artículo

  1. Schoorl, R., Riviere, A. B., Borne, A. E., & Feltkamp-Vroom, T. (1976). Identification of T and B lymphocytes in human breast cancer with immunohistochemical techniques. The American journal of pathology, 84(3), 529.
  2. Śledziński, P., Zeyland, J., Słomski, R., & Nowak, A. (2018). The current state and future perspectives of cannabinoids in cancer biology. Cancer medicine, 7(3), 765-775.
  3. Johnson, J. R., Burnell-Nugent, M., Lossignol, D., Ganae-Motan, E. D., Potts, R., & Fallon, M. T. (2010). Multicenter, double-blind, randomized, placebo-controlled, parallel-group study of the efficacy, safety, and tolerability of THC: CBD extract and THC extract in patients with intractable cancer-related pain. Journal of Pain and symptom management, 39(2), 167-179.
  4. Sharafi, G., He, H., & Nikfarjam, M. (2019). Potential use of cannabinoids for the treatment of pancreatic cancer. Journal of Pancreatic Cancer, 5(1), 1-7.
  5. McAllister, S. D., Murase, R., Christian, R. T., Lau, D., Zielinski, A. J., Allison, J., … & Liu, Y. (2011). Pathways mediating the effects of cannabidiol on the reduction of breast cancer cell proliferation, invasion, and metastasis. Breast cancer research and treatment, 129(1), 37-47.
  6. Dobson, J. M. (2013). Breed-predispositions to cancer in pedigree dogs. International Scholarly Research Notices, 2013.

Más artículos

Más artículos